13 enero 2009

OTRO NEGOCIO REDONDO PARA LA FUNDACION WIÑAYMARKA: EL TRASLADO DE LA PUERTA DEL SOL



No contentos con haber destruido Pumapunku, la Fundación Wiñaymarka con el visto bueno del Viceministro de Desarrollo de Culturas intenta efectuar el delicado trabajo de trasladar la Puerta del Sol sobre la base de un proyecto improvisado, elaborado por personas que no cuentan con la suficiente experiencia (salvo el haber promovido la destrucción de Pumapunku), tecnicamente cuestionado que , a toda costa, tratan de validarlo con los pobladores y autoridades de Tiwanaku.

Para colmo, quieren colocar como Director de este trabajo a un sujeto que no cuenta con la licencia legal para ejercer como arqueólogo, cuya formación y experiencia no lo habilita para este tipo de tareas (salvo la muñeca, el padrinazgo o el favor de algún directivo de la UNAR). Ni los mas experimentados arqueólogos de Bolivia tendrian la osadia de emprender - de esta manera - un trabajo tan delicado, pues la formación en arqueología es eminentemente de investigación, no de ingeniería estructural, mecánica, resistencia o dinámica de cuerpos monumentales. Este trabajo debe contar con especialistas en conservación de monumentos líticos (como los de Tiwanaku), estructuralistas, ingenieros mecánicos, etc. que den el soporte técnico necesario para no dañar la Puerta y asegurar que su conservación será comparativamente mejor que si ésta fuera practicada in situ.

He tenido oportunidad de leer una versión del "proyecto" y me llama la atención sus deficiencias técnicas y conceptuales, además de la precariedad de su argumentación. Es necesario que de esos 100.000 dolares que pretenden ser gastados en el trabajo, se disponga una parte para contratar el personal más calificado que pueda encontrarse, sin importar su proveniencia, pues los falsos nacionalismos y chauvinismos podrian llevarnos a resultados similares a los obtenidos en Akapana y Pumapunku, signados hasta hoy por la improvisación profesional y la irresponsabilidad institucional del Estado para con su patrimonio arqueológico monumental más importante.
Las autoridades del VMC y la UNAR deben llamar a una discusión técnica profunda con todos los actores involucrados, a fin de arribar a la solución más adecuada para la Puerta del Sol, Tiwanaku, el Estado y el pueblo boliviano, que es en definitiva el propietario legal de este bien patrimonial.

Ver nota de prensa en el link: http://www.laprensa.com.bo/noticias/03-12-08/03_12_08_cult1.php
Ver publicación sobre Pumapunku en este mismo blog: http://arqueobolivia.blogspot.com/2007/07/de-torpez-y-torpezas-en-pumapunku.html

1 comentario:

Javier Méncias - Investigador en Arqueología dijo...

Este es en verdad un motivo para llamarnos a la reflexión sobre el rol de las instituciones gubernamnetales y privadas en el manejo y la mala gestión del patrimonio cultural.
No olvidemos que dicha fundación posee antecedentes que van más allá de la destrucción de Puma Punku y entre ellos se cuenta la destrucción sistemática y premeditada de la evidencia arqueológica y estratigráfica en La Karaña (destrucción cuyos resultados fueron documentados por mi persona)so pretexto de "revalorizar la tecnología agrícola ancestral de los suka kollus".
Es que es sorprendente que hasta el momento los profesionales (si dicho título es válido en algunos casos) en Arqueología no hayamos comprendido que el simple conocimiento no nos convierte en especialistas en todas las áreas. El movimiento de la puerta del Sol puede ser a todas luces una iniciativa válida, dados los varios factores relacionados a su conservación, pero debemos comprender la necesidad de dar un paso al lado y dejar que el buen juicio de ESPECIALISTAS RECONOCIDOS Y PERSONAL CAPACITADO nos permitan decidir sobre este aspecto, más aun tratándose de uno de los objetos más representativos de nuestro pasado precolombino.
Por otra parte, existen varios actores involucrados con el patrimonio que también deben ser consultados. Que los bienes patrimoniales le pertenezcan al estado Boliviano, según la normativa vigente, no le dá la libertad de decidir temas tan delicados sin antes haber difundido y socializado la información como resultado de un largo proceso de análisis y discusión (unos meses de estudios sistemáticos y profesionales no son nada contra algo más de 50 años que la Puerta del Sol se encuentra en su actual ubicación).
Sin embargo, como lo muestran los antecedentes parece que no será la última vez.....